Inicio / El Toldo

Precauciones y mantenimiento

La función principal del toldo es protegernos del sol y crear nuevos espacios. Es por ello que, en caso de que la instalación no esté automatizada, se debe recoger el toldo en condiciones climáticas adversas: lluvia, nieve, viento, etc.

Es necesario verificar siempre que no haya ningún obstáculo que interfiera en las maniobras de apertura y cierre del toldo. El toldo nunca debe forzarse. Es recomendable realizar revisiones periódicas del toldo solicitando los servicios de una empresa instaladora.

Para limpiar el toldo hay que aspirar regularmente la lona para eliminar las partículas de polvo dela superficie. Encaso que se precise una limpieza más profunda, utilizar jabón neutro con ayuda de una esponja con el agua máximo 30º (no usar productos abrasivos) y después aclarar con agua.